Home Archives 2016 febrero

Monthly Archives: febrero 2016

Estudio revela que existen problemas en el mercado porque puestos no son cubiertos

 

Hay demanda de trabajadores agrícolas. (USI)

Hay demanda de trabajadores agrícolas. (USI)

En las regiones Cajamarca, Lambayeque, Piura y Tumbes, aunque usted no lo crea, existe una demanda laboral insatisfecha de 47 mil trabajadores, lo que quiere decir que hay plazas para profesionales de diversos rubros, pero cuyos puestos no son cubiertos, revela el Estudio de demanda laboral de ocupaciones en las macrorregiones Norte y Sur, elaborado por el Sistema Nacional de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad Educativa (Sineace).

En Cajamarca hay una demanda insatisfecha de trabajadores agrícolas, médicos, profesionales en computación, en comunicación, ingenieros industriales e ingenieros mecánicos, tal y como corrobora el Informe Perú Económico. Además, según la ventana única de promoción de empleo (VUPE), se busca a profesionales técnicos diversos, vendedores, artesanos y operarios y trabajadores de servicio.

En Lambayeque, además de trabajadores agrícolas, se busca a profesionales en gastronomía e ingenieros industriales. Una encuesta del Ministerio de Trabajo también indica que los peones de construcción de edificios, albañiles, operarios de obras públicas, maestro de obras y conductores de equipos para movimiento de tierras son igualmente demandados.

En Piura los profesionales que se requieren son los médicos, biólogos, psicólogos, gastrónomos, así como trabajadores en comunicación y en geología. También se busca peones agrícolas, embaladores o empaquetadores, obreros de conservación de alimentos, empleados de aprovisionamiento y almacenaje, peones de montaje y técnicos en ingeniería de producción.

Finalmente, en Tumbes se necesita gastrónomos e ingenieros industriales, auxiliares de ventas de pasajes en empresas interprovinciales y de turismo, instaladores domiciliarios de servicios de televisión por cable, personal para la producción y crianza de langostinos y vigilantes.

El documento del Sineace precisa que del total de la demanda (47 mil puestos), 40,300 trabajadores serán para la industria de bienes de consumo, 3,419 para la industria de bienes intermedios y 3,464 para la industria de bienes de capital.

 

Fuente: peru21.pe

0 780

Insisten. Arroz, azúcar y algodón continúan ocupando la mayor parte de zonas cultivables. Además, Tinajones cubre demanda de agua en la región Lambayeque.

Algodón. Su proporción es menor pero continúa priorizándose.

Algodón.  Su proporción es menor pero continúa priorizándose. (Foto: La República)

Chiclayo

Por un año más la campaña agrícola en Lambayeque se centrará en los cultivos tradicionales. Esto debido a que los suelos no se encuentran aptos para la siembra de otros productos en algunos valles de la región.

Ricardo Romero Rentería, gerente regional de Agricultura, señaló que los suelos del valle Chancay están deteriorados en gran parte por la salinización causada por la siembra de arroz, siendo este el principal impedimento para el ingreso y fomento de cultivos alternativos. La solución es una inversión en recuperación de suelos afectados por sales. El estado debe invertir en el drenaje de estos.

La situación no es la misma en toda la región, pues en valles como Chongoyape, con drenaje natural, se ha logrado expandir los sembríos de uva; y en zonas como Olmos, las de la palta Hass, resalta Romero Rentería.

En el valle Chancay se han destinado 32 mil hectáreas para la siembra de azúcar, mientras que para arroz y algodón se han derivado 30 mil y 5 mil respectivamente, cantidades que han sido establecidas por las dependencias agrarias y son similares a las del año pasado.

Además, la zona de irrigación de Olmos involucra a 9 mil hectáreas más, que en su mayoría corresponden a azúcar y cultivos de exportación, explicó el funcionario. Además, en la zona norte se cultivan leguminosas.

Sobre la introducción de la quinua, señala que al parecer fue un ensayo sin planificación pues los resultados no fueron satisfactorios. La investigación adaptativa se habría seguido rigurosamente, deviniendo en problemas de adaptación y comercialización del producto.

Abastecimiento hídrico

Una de las preocupaciones de los agricultores fue el desabastecimiento del agua y su comportamiento ante el FEN. Esto se ha superado pues el aporte del río Chancay asciende a 50 mil metros cúbicos por segundo, siendo necesario unos 75 mil, según la demanda. La diferencia, de 25 mil metros, la está cubriendo el reservorio Tinajones.

 

Fuente: larepublica.pe